Las picaduras de garrapata constituyen un motivo de consulta muy frecuente, sobre todo en la época estival. En general, tras la picadura se produce una lesión local leve autolimitada (pápula pruriginosa, eritema) que no requiere asistencia sanitaria. Con menor frecuencia aparece una lesión cutánea más extensa (celulitis, úlcera necrótica) que puede precisar tratamiento local.

Descárgate la GUÍA DE ACTUACIÓN ANTE PICADURA DE GARRAPATA MSSI

En el siguiente documento encontrarás unas indicaciones para prevenir las picaduras.

PREVENCION PICADURAS GARRAPATAS MSSI-CM web